viernes, 28 de enero de 2011

Las mascotas de la familia

Dos fueron los perros que tuvo la familia Ingalls, aunque más bien eran de Laura, que era la que siempre estaba con ellos. El primero fue el queridísimo por todos Jack, un peludo y adorable perro que nos tenía a todos locos. De hecho, en la serie original de libros, Jack era un bulldog, pero cuando Michael Landon vio a Barney, que así se llamaba el auténtico Jack, no lo dudó ni un momento y lo fichó para la serie. Amor a primera vista, sin duda.

El precioso Jack


Jack salía ya desde el episodio piloto, y nos ganó el corazón sin duda en esa escena en la que se pierde en las aguas del río que cruza la familia Ingalls. De una forma que parece cruel a nuestros ojos de amantes de los animales, Charles no permite de ninguna de las maneras que el perro de la familia suba a la carreta con el resto de los miembros para cruzar el peligroso río, que iba muy crecido y con fuertes corrientes de agua. Por más que Laura se lo pide, el pobre Jack tiene que cruzar a patita, y claro, el pobrecillo no puede luchar con esa corriente tan fuerte y el río se lo lleva aguas abajo. Charles lo busca cuando llegan a la otra orilla pero el perrito no da señales de vida, y así pasan la noche rodeados de lobos en la pradera, hasta que de pronto se acerca lo que creían era otro lobo y es Jack, nuestro héroe peludo, que no solo ha conseguido salvarse de las aguas sino que encima no le guarda rencor a la familia y los defiende contra los lobos. Si es que no se puede ser más bueno... Charles tiene tantos remordimientos de lo que hizo que ya jamás volverá a tratar a Jack como a un perro, sino que es uno más de la familia, y como tal le deja ya subir a la carreta.

Esta bonita historia se cuenta en el segundo libro de la colección, el titulado La casa de la pradera, y tal cual es descrito también tanto en el episodio piloto de la serie de 1974 como en la miniserie de la Walt Disney que se estrenó en 2005.

Laura y Jack, dos grandes amigos


La última aparición de Jack en la serie fue en el primer episodio de la cuarta temporada, titulado Vagabundos, en el que Laura encuentra a su perro muerto en el granero tras regresar del pueblo y después de haberle dejado de lado cuando su madre le pidió que le quitara unas espinas de las patas, lo cual le crea un trauma terrible a la niña. La verdad es que es una escena muy triste, de las que no se olvidan fácilmente. Aún así, volvería a salir en un capítulo más, el catorce de la quinta temporada (El hada hermana), en el que Carrie y su amiga imaginaria van al cielo y allí se encuentra de nuevo con Jack (todo esto formando parte de un sueño de Carrie, claro). En la serie de libros, Jack muere de viejo, concretamente en el titulado En las orillas del lago de Plata, y en la serie también insinúan que es un perro ya mayor y cansado. De todas formas, Jack continuará corriendo con Laura en los créditos finales de casi toda la serie.

Bandido, que también nos robó el corazón


En ese mismo episodio de Vagabundos, aparece por primera vez el segundo perro de los Ingalls, Bandido, un precioso border collie blanco y negro. Charles se encuentra en Mankato haciendo unos pedidos cuando Bandido intenta robarle comida, de ahí su nombre, claro. De camino a Walnut Grove, Bandido salta a la carreta de Charles y de esta forma entra a formar parte de la familia Ingalls. Lógicamente Laura no quiere ni verlo, porque está muy reciente la muerte de Jack, pero al final el nuevo perro sabrá ganarse el corazón de la niña (y de todo el mundo, porque desde luego Landon sabía hacer casting de perros). Por cierto, el perrito que hacía de Bandido se llamaba en realidad Jeffrey.

6 comentarios:

  1. Sí, pero Jack es Jack y jamás habrá un perrito como él, tan mono y peludo.
    Es curioso el tema de los perros en ese mundo rural: desde nuestra perspectiva actual del siglo XXI nos puede parecer hasta cruel la forma de tratarles, pero mira que querían y protegían los perros a sus dueños. En La casa del bosque, la tía de las niñas cuenta como pensaba que el perro se había vuelto loco porque no le permitía ir a por agua al río, al lago o a lo que fuera. La mujer, pensando que el perro les iba a morder, estaba a punto de pegarle un tiro, cuando se dio cuenta que lo que estaba haciendo era impidiendo que salieran ya que había un puma acechando. El pobre...

    ResponderEliminar
  2. Jack se parece alo Kenzito... En l foto del perfil es que es igualito...

    ResponderEliminar
  3. Sí, a mí también me lo pareció. Ya pondremos al Kenzo por aquí. Jack es como el Kenzito pero en más mono todavía, jeje.

    ResponderEliminar
  4. Bandido en raza Border Collie , no se que raza era jack, inolvidables

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, anónimo. Muchas gracias por decirlo, ya está corregido ;-)
      Saludos.

      Eliminar
  5. Parece que Jack fuera un "Bearded Collie" o "Collie barbudo"

    ResponderEliminar