sábado, 30 de junio de 2012

El señor Hanson


En la serie de televisión de Michael Landon, La casa de la pradera, el señor Hanson era el fundador de Walnut Grove, hecho que ocurrió en 1840. Lars Hanson era además el dueño de la serrería y el alcalde del pueblo. Era muy buena persona y siempre que podía ayudaba a los demás, pero lo que más y mejor recuerdo eran sus divertidos piques con el doctor Baker.

Lo curioso de este personaje es que aparece en uno de los libros de Laura Ingalls Wilder, lo cual nos hace pensar que existió de verdad. Pero el Hanson literario no tiene absolutamente nada que ver con el Hanson televisivo. Para empezar, al personaje del libro solo lo conocemos como señor Hanson. En ningún momento se da su nombre de pila.

El libro en el que aparece este personaje es A orillas del río Plum, concretamente en el capítulo primero. Hanson era el emigrante noruego que le vende sus tierras a Charles Ingalls. Hanson quería marcharse al Oeste, y vendía su casa a cambio de la carreta de Charles. Este además cambió a sus caballos Pet y Patty por las tierras del señor Hanson, y a Bunny, el mulo, y el toldo de la carreta por las cosechas y los bueyes de Hanson. Todo se hacía, pues, por trueque.

La casa de Hanson era una cueva bajo tierra, que no hizo especial ilusión a Caroline, pero su marido le dijo que al menos era un refugio hasta que pudiera construir una casa, y ella quedó conforme. A Laura no le hizo ninguna gracia el cambio de los caballos y el mulo, pues sentía mucho aprecio por ellos, pero su padre le explicó que ellos serían más felices viajando hacia el Oeste que trabajando en el campo. Ella de todas formas no quedó muy conforme con la explicación, aunque no volvió a insistir. Al día siguiente, cuando Hanson y Charles se fueron al pueblo a formalizar la transacción, Laura casi rompe a llorar al ver marchar a sus animales. Y esta fue la última vez que sale el señor Hanson en los libros de Laura Ingalls. ¡Sí que le sacó provecho Michael Landon a un personaje tan breve!

1 comentario:

  1. Es que Michael Landon se caracterizó por esas cosillas, según vas leyendo los libros de Laura Ingalls: personajes apenas importantes en la realidad cobran inusitada fuerza en la serie y otros importantes en los libros, como por ejemplo las amigas de Laura en el pueblo, Mary o Ida, apenas las recuerdo en la serie.

    ResponderEliminar